Mi Alemán Tropical: clase 89 y 90 (¿Qué idioma se debe hablar en casa?)

Como buen lunes me costó levantarme, además no fue un lunes cualquiera: todavía tengo el cansancio acumulado por haber pasado todo el domingo ayudando a unos amigos a mudarse. No sé pueden imaginar la cantidad de cosas que tenían… yo en mis varias mudanzas aprendí a tener lo justo y necesario y dejar de estar coleccionando cosas que no uso. Bien, sabiendo que el domingo iba a ser atípico, me dí un gusto el sábado y me pasé todo el día en la zona comercial de Charlottenburg en la Wilmersdorfer Strasse. El objetivo primordial era encontrar unas botas triple “B” para el invierno alemán y cuando ya estaba por desistir, encontré unas que se ajustaban (si asumimos que €90 es barato…). Ahora queda por ver si son lo suficientemente calurosas para lo que me espera. Las probé un rato el sábado, pero no lo puedo tomar todavía como prueba general.

Así y todo hoy por suerte fuí a clase. Sino me iba a perder un momento lleno de polémica. Probablemente la mayor discusión que haya vivido hasta ahora en el colegio. Estábamos repasando lo aprendido del viernes y nos tocó hacer un juego en grupo. Cuando la profesora dijo que ya había terminado el tiempo para este juego y casi todos los grupos empezaban a callarse, vimos que en uno seguía a todo volumen. En el grupo que discutía estaba mi compañera turca (la de los 16 años en Berlín) y dos chicas de Bulgaria. Una de las búlgares le decía a la turca en un tono imperativo (la famosa dulzura de Europa del Este) que en su casa tiene que hablarle sí o sí a sus hijos en alemán porque ella y sus hijos están en Alemania. Al escuchar esa frase el salón se revolucionó y la profesora no tuvo más remedio que poner el tema como debate general. Definitivamente se le arruinó su programa pero como vio que todos estábamos despiertos y participando nos dejó seguir. Además un tema tan complicado como éste, merecía la pena ser discutido a fondo. El 90% incluyendo la profesora dijo que lo mejor era hablar la lengua materna en casa ya que en el colegio los niños aprenden el idioma del país donde residen y que así era mejor porque los niños crecían con dos idiomas al mismo tiempo.

Por otro lado, varias compañeras y yo nos preguntábamos: ¿qué tipo de alemán le hablará la búlgara a sus hijos? Porque si estamos en el curso (en éste nivel) es porque nuestro alemán no es bueno ¿no? Por experiencia de la mamá de Thomas (que creció con español y alemán), por artículos que he leído y por anécdotas de otros conocidos, lo mejor es que cada padre le hable en su idioma materno y que el resto lo aprenden en el colegio. Bueno, en el caso de Thomas es español pero pensamos en que seguirá con el legado de su padre de hablarle en alemán a sus hijos. Es impresionante la capacidad de los niños de aprender varios idiomas a la vez, la compañera española comentó de una pareja Japonesa-Alemana que vive en Estados Unidos y dijo que le impresionó mucho como la niña más pequeña  de la pareja que casi ni hablaba podía entender los 3 idiomas sin problemas. Mi compañera turca sintió un alivio al ver que la mayoría la apoyaba en su decisión de hablarle a sus hijos en turco pero le aconsejamos que debe integrar a sus hijos a la cultura alemana, y mejor era no llevarlos a un colegio con mayoría turca (aunque claro, viviendo en Wedding donde la mayoría de las personas son sus paisanos, fácil no lo va a tener). Por ahora lo mío es ver y escuchar, ya me tocará a mí pasar por los mismos problemas, ojalá no me toque la búlgara en mi grupo el día que cuente yo lo que hago en casa… 😉

Rápidamente les cuento lo que vimos el viernes en clase y repasamos hoy. Cuando no estábamos discutiendo aprendimos como utilizar la palabra “es” tanto como artículo o sujeto en una oración. En alemán esta palabra es necesaria cuando se habla del clima, del tiempo (días y estaciones) y también cuando se utilizan algunos adjetivos. Por ejemplo:

  • Wie ist das Wetter im Januar in Russland? Es ist kalt: ¿Cómo es el Tiempo en enero en Rusia? Hace frío.
  • Wie war es denn im Urlaub? Es war Super!:  ¿Cómo estuvieron las vacaciones? Estuvo super (muy bien).
  • Wo tut es dir denn weh? Es tut weh hier am Arm: ¿Dónde te duele? Me duele aquí en el brazo.
  • Ist es in Australien jetzt Tag oder Nacht? Es is Tag: ¿Ahora en Australia es de día o de noche? Es de día.
  • Es lohnt sich: Vale la pena.
  • Gibt es Licht oder nicht?: ¿Hay luz o no?
  • Schmeckt dir das Essen? Ja, es schmeckt mir sehr gut: ¿Te gusta la comida? Si, me sabe muy bien.

En español con solo decir el verbo nos basta pero como en alemán parece ser que les gusta “complicarse alguito” se necesita el artículo o el sujeto así que ya saben, la solución es la palabrita “es”. En este caso (como en tantos otros) el compañero de Perú le dijo a la profesora que habían muchas cosas ilógicas del alemán y la respuesta de la profesora fue: son lógicas, pero con una lógica profunda… y complicadas de entender. A ésto el peruano no respondió nada, que iba a decir… ¡se nota que la profesora tenía preparada la respuesta! 😉

No vimos nada nuevo porque hicimos un examen de la ultima lección y un repaso general de ejercicios tipo que se incluirán en el examen oficial del nivel B1. Por lo que sé, la mayoría del grupo lo dará el 19 de noviembre. Me estoy empezando a poner nerviosa porque justo ahora que falta menos para el gran día, estoy empezando a hacer más errores en los ejercicios… gute Nacht, mañana seguimos con más.

Advertisements
This entry was posted in Goethe y yo, Nivel B1.1 and tagged , , , , , , , , . Bookmark the permalink.

2 Responses to Mi Alemán Tropical: clase 89 y 90 (¿Qué idioma se debe hablar en casa?)

  1. Doris Frenzel says:

    Bien interesante este tema, aunque mi esposo es aleman y dice que esta tropicalizado (dice El) pues habla espaniol perfecto, hasta con acento guayanes, siempre decidio hablarle en espaniol a nuestro chamo pues nunca pensamos q tendriamos q buscarle otro rumbo con la situacion de Venezuela. Siempre pensamos q lo estudiara por tener su pasaporte aleman y si venia por un tiempito que se entendiera con la familia de aca. Pero bueno aqui lo dejo en Enero con gran nerviosismo y preocupacion, pero sintiendo q es lo mejor para El y despues q aprenda el idioma ya veremos que decide, tiene apenas 18 anios y nosotros somos padres viejos. Hasta ahora estoy sorprendida de la solidaridad q nos ha mostrado la familia de mi esposo,,, pues como hablan tanto de la frialdad alemana, practicamente nos han hecho todas las diligencias y hay que ver q son complicados estos alemanes jeje! Bueno espero tener la oportunidad de conocerlos y que en Diciembre me puedan decir donde comer hallacas jaja! Un abrazo y seguire en contacto por esta via. 🙂

    • Bueno Doris, al menos ahora tu hijo tiene la oportunidad de aprender el idioma ahora y de tener una gran experiencia de otra cultura. Aunque pasé frío estos meses por aquí va estar seguro y siempre viene bien aprender otros idiomas aunque te quedes en tu país (al menos el inglés). Les paso esta página de faceboook http://www.facebook.com/groups/245474242161603/ de un grupo donde hacen intercambio de español-alemán y donde puede conocer gente que habla español para sus inicios por aquí. Un saludo

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s